La Cámara de los Comunes de Canadá aprobó un proyecto de ley que prohíbe y sanciona las "terapias de conversión" (ECOSIG), por considerar que éstas representan una violación grave a los derechos humanos de las personas LGBTTTI+.

Fotografía: El País.

Este martes la Cámara de los Comunes de Canadá aprobó con 263 votos a favor y 63 en contra un proyecto de ley que penaliza las ECOSIG, mejor conocidas como terapias de conversión, en ella se proponen cinco nuevos delitos, entre ellos: obligar a un menor a someterse a una ECOSIG, sacarlo del país para lo mismo u obligar a una persona a acudir contra su voluntad.

Tras la aprobación, Justin Trudeau, primer ministro de Canadá celebró a través de su perfil en redes sociales indicando que "las terapias de conversión no tienen lugar en Canadá".

Fuente: Orgullo LGBT Colombia