La Asociación por las Infancias Transgénero, presidida por Tania Morales, mamá de un niño trans, así como diversas y diversos activistas y aliades, entregaron 50 mil firmas el pasado 9 de agosto ante el Congreso de la Ciudad de México para exigir que sea descongelada la Ley de Infancias Trans y pueda ser discutida y posteriormente votada puesto que desde 2019 quedó en pausa a pesar de haber sido aprobada en comisiones.

Fotografía: José Luis Rodríguez Díaz de León. 

“Esta es la manera de pedirles que antes de que se vayan, sometan esto al pleno, se discuta y se vote finalmente, y en caso de que sea discutido y votado en contra nos quedaremos con algo, por lo menos que se hizo el intento”, expresó la activista Tania Morales en la rueda de prensa posterior a la entrega de firmas.

El mismo día, el Consejo para Prevenir y Eliminar la Discriminación (COPRED), emitió un comunicado al respecto, diciendo: “Los niños, niñas y adolescentes son titulares absolutos de derechos. Una mirada adultocentrista es aquella que busca impedirles su desarrollo a partir de la creencia de que las personas mayores de 18 años sabemos mejor que ellos cómo ejercer sus derechos. El derecho a la identidad es personalísimo, y su ejercicio no puede depender de la mayoría de edad”.

Fuente: Seis Franjas MX.